Clapper txt_Nicolás Mylonas_May_2018

La Ilíada, piedra fundamental de la literatura occidental no es sin la Mitología. La Ilíada es incompresible sin recurrir a los mitos fundacionales de la cultura helénica. Un mito interesante, al que pocas veces se refiere, es el mito sobre los orígenes de Troya.

Según los griegos, el primer rey de Troya, el ignominioso Laomedonte, contrató a Poseidón y Apolo para construir esa hermosa ciudad fortificada. Sin embargo, habiendo terminado éstos los divinos trabajos, no recibieron su justa paga y fueron expulsados de la ciudad. Poseidón indignado hizo temblar el suelo y creó un monstruo marino que acosaría a Troya día y noche.

Un oráculo indicó a Laomedonte la razón del acecho del monstruo y —para acabar con la ira de Dios de los mares— sostuvo que era necesario ofrecer a Hesíone, hija del rey, en sacrificio, atándola a una roca para que sea devorada por el terrorífico anima. Casualmente, pasaba por allí Hércules, a quien Laomedonte ofreció una recompensa a cambio de matar al monstruo para que pudiera vivir la muchacha. El héroe aceptó el virtuoso trabajo pero al cumplir con su cometido fue traicionado —al igual que las deidades mayores— por el rey troyano, quien lo echó de la ciudad sin su justa paga, generando la indignación de Las Horas y de Temis.

Mitopedia, la venganza de Hercules

Por ese motivo, años más tarde Hércules saquearía la ciudad de Troya y mataría a Laomedonte junto a todos sus descendientes carentes de areté, dejando vivos a Hesíone y a su, posteriormente famoso hermano, PriamoPriamo inició un virtuoso reinado y un día, cuando hubo recuperado a su hijo Paris, mandó una comitiva a Esparta, a ver si, entre otras cosas, podía recuperar a su hermana Hesíone. Ésta había sido raptada por un virtuoso argonauta que andaba con Hércules cuando devastó la Troya de Laomedonte, Telamón.

Hesione no volvió a Ilión. Había devenido reina y había tenido un heroico hijo, Teucro, quien pelearía contra Troya, aunque aborreciera a Agamenón por conculcar leyes divinas. La comitiva volvió sin Hesíone a la ciudad que Homero hizo eterna, pero trajo consigo otra mujer, la más hermosa del mundo conocido, la que causara la guerra más venerada por el mundo occidental, Helena.

Helena interpretada por Diane Kruger en “Troya” (2004)

Mitopedia, destruir todo y empezar de cero

Este mito tiene diferentes versiones e interpretaciones. Digno de resaltar es que representa, ya en el siglo octavo antes de Cristo, la fantasía humana de destruir todo e iniciar “de cero” una obra cuando la corrupción y transgresión moral superan ciertos niveles. Hércules es, en este recorte mitológico, el héroe que posibilita a Troya empezar de nuevo y construir con cimientos éticos una ciudad y una sociedad admirada por griegos y romanos.

Esta idea de comenzar de cero, “haciendo las cosas bien”, atraviesa a todas las culturas. Abundan los mitos fundacionales que refieren a ello. Es posible hacer un parangón con aspectos del relato bíblico de Sodoma y Gomorra, y, hoy, podemos encontrar en comics como Batman esta idea de ciudad corrupta que requiere refundarse con ayuda de un héroeTroya termina ardiendo pero a sus orígenes se filian grandes civilizaciones del mundo antiguo. La filiación honrosa a los antepasados parece ser fundamental para la construcción de presentes y futuros dignos.