Clapper txt_Eugenia Michiels_Abr_2018

Nada menos que treinta y seis (36) años pasaron desde la creación de una banda que marcó a varias generaciones; una de esas que se reinventan y siguen captando fanáticos hagan lo que hagan, porque su sonido –a pesar de que evoluciona con cada álbum- quedó en el imaginario colectivo como ese rock único que caracteriza a los Red Hot Chili Peppers.  Los loquitos que tocaban desnudos con sus Sock on Cock, la banda esa del bajista desquiciado en onesies de colores, el cantante del pelo largo, el de la batería que es el clon de Will Ferrel, la banda que cambió más de guitarristas que de calzones. Esa, que con un solo de bajo o un riff de guitarra te deja por las nubes y te hace gritar: ¡Aguanten los Red Hot!

En Clapps! analizamos el fenómeno Chili Peppers. ¿Qué hace que esta banda siga vigente después de casi cuarenta años de trayectoria? ¿Qué los hace especiales? ¿Por qué atraviesa a más de una generación? ¿Los Red Hot son los Red Hot sin John Frusciante? Quedate leyendo así te enterás.

Cométe el chili que picante sobra

Si escuchás un tema de The Red Hot Chili Peppers o Freakey Styley –los dos primeros álbumes de la banda- es probable que no los puedas relacionar con el estilo musical de los Red Hot actuales. Eso es porque ésta fue una de las bandas que más evolucionó su estilo musical con el correr de los años.

Lejos están los Red Hot actuales de esos que tocaban en vivo en pelotas y se dedicaban a hacer un punk funk de invención propia. Pero eso está bien. Su evolución musical –a diferencia de muchas otras bandas- significó una sofisticación de sonido que superó en creces a su música inicial y logró esa armonía entre rock, funk e indie que tanto los caracteriza.

Red Hot Chili Peppers, tres etapas de su carrera

A los Red Hot Chili Peppers un neófito llega escuchando sus álbumes más conocidos (¿o comerciales?) como Californication o By The Way, pero es cuando –escarbando bien en el fondo- encuentran los diamantes en bruto de Freakey Styley y The Uplift Mofo Party Plan que realmente hallan el sentido de esta banda. Porque sin el Chili en crudo no se puede hacer un buena salsa picante.

A los Red Hot se los podría dividir en tres (3) etapas: La era punk funk, La era indie funk o de rock alternativo (o La era Frusciante) y La era pop funk (o La era post Frusciante). La utilización de Frusciante como un antes y después de la banda es una apreciación personal, pero creo que muchos podrán coincidir en que éste fue el guitarrista que le dio su estilo característico a al grupo. Cabe aclarar que el funk es el estilo base de los Red Hot, el estilo que los atraviesa, y por eso todos sus períodos musicales lo llevan como estandarte.

I-La era punk funk (1983-1988)

Los inicios de los Red Hot como banda estuvieron marcados por la incorporación del funk al estilo punk –cosa que ya habían empezado a hacer otros grupos-, y por la inestabilidad para mantener a sus guitarristas y bateristas. Para ubicarnos en el tiempo nos situamos en el período de 1983 a 1988, en el que los miembros de la banda fueron cambiando y sólo se mantuvieron como pilar de la misma sus fundadores: Anthony Kiedis (voz) y Michael “Flea” Balzary (bajo y coros).

Esta es una era marcada por los cambios, tanto de estilo musical como de miembros del grupo, donde todo se trataba de experimentar y de intentar llegar al sonido que caracterizaría a la banda los años siguientes. Los guitarristas que pasaron por La era punk funk fueron muchos, entre ellos: Hillel Slovak (miembro inicial que falleció tras una sobredosis de heroína), Jack Sherman y DeWayne McKnight, entre otros miembros ocasionales.

Red Hot Chili Peppers, actuar desnudos

En la batería en un principio estuvo Jack Irons, que posteriormente abandonaría la banda por la muerte de Slovak; para reemplazarlo llegaron Cliff Martinez y posteriormente D.H. Peligro. Pero fue Chad Smith, que a partir del año 1989 llegó para quedarse. En el período punk de los Red Hot Chili Peppers su estilo musical incorporó tonalidades tanto del punk, como del funk y del rock ochentoso. Los Red Hot se caracterizaban por subir al escenario completamente desnudos, y vestidos únicamente con una media en el pene. Anthony Kiedis ya llevaba su característico pelo lacio largo, y tanto él como Flea se movían en el escenario de manera alocada, característica que arrastrarían a lo largo de los años.

El ritmo rápido de su música obligaba a Kiedis a cantar de manera atropellada y muy parecida al estilo de los Beastie Boys; aunque ya en este período comenzaba a incorporar a su vocalización juegos con la voz que le daban un tono muy particular. Dentro de esta era los Red Hot produjeron tres álbumes que fueron los pilares funk de la banda: The Red Hot Chili Peppers (1984), Freaky Styley(1985) y The Uplift Mofo Party Plan (1987). Es preciso conocer sus bases para entender tanto el legado generacional de esta banda como la evolución en su estilo musical. Para ponernos en tono es requisito escuchar un tema de cada era:

II- La era indie funk o rock alternativo (1989-2009)

Con la llegada de John Frusicante en la guitarra, el estilo musical de los Red Hot Chili Peppers dio un giro brusco que los llevaría a crear su marca personal. Este período comienza en 1989 con la incorporación de Frusciante y finaliza veinte años después en 2009, con la salida definitiva del guitarrista. ¿Por qué utilizamos a Frusciante como referencia de esta etapa de rock alternativo? Porque fue él quien le aportó a la banda un estilo único que la completaría y la caracterizaría durante los años siguientes. Sin Frusciante no habría Red Hot (pero ojo, esa es solo nuestra opinión…).

A partir de la incorporación de Chad Smith y John Frusciante, los Red Hot comenzaron un período fructífero donde lograrían crear álbumes que pasaron a la historia como un legado del rock alternativo. El repertorio es extenso, ya que se trata del período musical más largo de los Red Hot Chili Peppers. A pesar de que en el comienzo de esta etapa los Red seguían caracterizándose por un marcado estilo funk –principalmente por el sonido preponderante del bajo en Blood Sugar Sex Magik (su primer álbum de estudio con los cuatro miembros fijos de la banda)- luego incursionaron en el rock alternativo, con melodías más tranquilas y armónicas, ayudadas por los coros de Frusciante y sus riff de guitarra.

Red Hot Chili Peppers, el estrellato con “Give it Away”

La colaboración de los Red Hot con su productor Rick Rubin (quien los guiaría durante toda esta era) fue la que llevó a la banda al estrellato. Y de ahí fue todo cuesta arriba. Los Red cobraron popularidad e ingresaron en el mercado de la música produciendo temas emblemáticos como “Give It Away” (ganadora a un Grammy como mejor canción de hard rock) y “Under The Bridge” (una de sus primeras baladas como grupo con sus miembros fijos).

Hubo un período en el que John Frusciante abandonó la banda por problemas con las drogas –una etapa oscura en su vida personal- en el que fue reemplazado por Dave Navarro, miembro de la banda Jane’s Addiction. Durante esta etapa los Red Hot realizaron el álbum One Hot Minute, donde se nota un claro cambio de estilo con la fuerte presencia de Navarro en la guitarra; se trató de canciones más avocadas a lo hardcore que a las melodías funkys que tanto los caracterizaban hasta ese entonces.

Red Hot Chili Peppers, idas y venidas de Frusciante

No por esto la banda perdió seguidores, pero fue cuando Frusciante se reincorporó (en 1998) que realmente lograron el sonido que tanto los caracteriza actualmente, aumentando también su popularidad, con tres álbumes de estudio que cambiaron su historia para siempre: Californication (1999), By The Way (2002) y Stadium Arcadium (2006). Este fue su período de oro. La grabación de Californication significó el cambio más drástico en su estilo, ya que aunque este álbum seguía teniendo rastros de su sonido punk funk, se inclinó a riffs más melódicos en canciones como “Scar Tissue” o “Otherside”, donde la guitarra cobra más protagonismo.

Gracias a estos tres álbumes comenzó un período de fama donde los Red Hot Chili Peppers cosecharon premios y se mantuvieron bien arriba en las listas de hits. Fue en esta era en la que realizaron giras alrededor el mundo; y ya para fines de 2006 comenzaron a incorporar a Josh Klinghoffer como guitarrista de apoyo. Este fue el comienzo del fin de la era Frusciante.

III-La era pop funk (2009-actualidad)

Tras una gira muy extensa de conciertos, la banda se tomó un descanso indefinido en el año 2007. Por un tiempo no se supo de los Red Hot y el descanso se extendió a dos años, donde sus apariciones públicas fueron muy limitadas y en las que se podía palpar la inminente salida de Frusciante de la banda.

El 16 de diciembre de 2009 cambió la historia de los Red Hot Chili Peppers para siempre: John Frusciante había abandonado la banda. Para reemplazarlo llegó Josh Klinghoffer quien había formado parte del grupo como guitarrista de apoyo en varias de sus presentaciones. Josh hizo lo que pudo para ocupar el espacio vacío que quedó tras la partida de Frusciante, y debo decir que hizo un buen trabajo, porque esos zapatos son difíciles de llenar.

Red Hot Chili Peppers, el pop en su repertorio

El período pop funk de los Red Hot Chili Peppers emprende desde 2009 hasta la actualidad, donde se puede notar un nuevo cambio de estilo en la banda. Si bien -como durante los períodos anteriores- siguen manteniendo su estilo funk, los Red Hot se fueron amoldando a las tendencias musicales de la época e incorporaron el pop a su repertorio.

Todos los cambios en su forma de hacer música fueron bien recibidos, se notó que la evolución musical de los Chili Peppers hacia un sonido más “comercial” o pop fue influenciada por la llegada de Klinghoffer en la guitarra, pero esto no significó un giro de tuerca negativo, sino todo lo contrario: los Red Hot lo hicieron again, innovaron y les salió bien.

En 2011 lanzaron su primer álbum de estudio con su nueva formación: I’m With You. Tras cinco años sin lanzar un disco, éste fue bien recibido (y esperado) por sus fans, colocándose rápidamente en las listas de hits nuevamente. En I’m With You se puede apreciar un sonido parecido a su período de rock alternativo; se nota que quisieron mantener su antiguo estilo para que no sea tan marcada la diferencia en el cambio guitarristas.

Es en The Getaway (2016), cinco años después, cuando incorporaron su sonido actual, marcado por tonalidades pop y con una evidente influencia de Josh Klinghoffer en la guitarra; se nota que éste pudo liberarse y empezar a jugar con el sonido hasta influenciar en el estilo de la banda. Con canciones como “Go Robot” o “Sick Love” se puede apreciar claramente la influencia pop, donde lograron combinar este estilo tan distinto de manera sublime a su forma anterior de hacer música. De los Red Hot Chili Peppers se espera que sigan haciendo lo que hacen: buena música. No importa ya qué estilo musical incorporen a su repertorio, hasta la música electrónica seguro les sale bien.

Lo escuchó mi mamá, lo escuché yo y mi hermana pequeña

En fin, a los Red Hot Chili Peppers se puede llegar desde una prima, tu mamá, tu tía o tu hermana pequeña. Esto pasa porque los Red Hot atravesaron y atraviesan generaciones, ya sea por su extensa carrera musical (desde los ’80 hasta la actualidad) o por su inmenso repertorio de estilo: siempre va a haber alguien que los escuche.

El legado de esta banda va a seguir atravesando generaciones porque su sonido es familiar, cuando los escuchás te sentís en casa. Es ese sonido conocido que se fue instalando en el imaginario colectivo musical que los posiciona como una de las bandas de rock más importantes de la historia –independientemente de que te gusten o no eso no se puede negar- y siempre se espera de ellos mucho más.

¿Cómo no te vas a enamorar de esos viejitos que siguen dándolo todo en el escenario? La vigencia de esa banda radica en eso, en su energía. Con cada álbum vuelven más fuertes, y con cada estilo musical más creativos. Y ahora queremos saber: ¿Cuál es tu estilo musical preferido? Con los Red Hot tenés para elegir, y en Clapps! esperamos tu respuesta. Seguí escuchando y… ¡Aguanten los Red Hot!