Luces que nunca duermen, bocinas que nunca callan, edificios tan altos que parecen querer tocar el cielo, el subte rebalsando de almas a las 3 de la mañana mientras algún que otro loco grita en ropa interior que el mundo se está por terminar. Pies que caminan rápido, que sólo miran sus pantallas, que derraman el café que compraron para llevar porque falta el tiempo, porque siempre falta el tiempo. La ciudad que siempre se está arreglando, construyendo, modificando, sangrando.

El principio, no perder la conexión

Si la idea de viajar es relajarse y desconectarse, Nueva York no se presenta como una buena opción. El ritmo de la ciudad evidencia lo contrario. Por eso creemos que para ponerse en los pies de un newyorker, estar conectado está en la esencia. Por más que derrumbe el cansancio, bajar del avión, buscar en el aeropuerto una empresa de comunicación como at&t y pedir un chip prepago ($uss30 por dos semanas) deberían ser las primeras tres acciones en la lista.

Yelp: la app de las comidas

En Nueva York hay casi tantos lugares para comer y tomar como personas en la ciudad. Sí, eso fue una exageración, porque tiene más de 8 millones de habitantes, pero se justifica porque en New York todo es un superlativo. La oferta gastronómica es realmente inmensa, y resulta muy fácil arriesgarse a probar un lugar nuevo y llevarse una gran decepción. Por ejemplo, hace algunos años la marca Nutella abrió su primer bar donde hace creps, waffles, helados y otras combinaciones con la famosa crema de chocolate y avellanas, lo que podría ser una experiencia gastronómica increíble. Bueno, no es tan así. Los creps son caros, aguosos y malos, también lo es el café, la espera es eterna y nunca hay donde sentarse. Para asegurarse que no pase eso muchos viajeros van a lo seguro y pasan dos semanas comiendo en McDonalds, Burger King y Starbucks, o compran sándwiches envasados.

Yelp es una aplicación totalmente gratuita que revoluciona la forma de comer en los viajes. La app recomienda, según la hora y la ubicación, los restaurantes o bares cercanos que tienen la mejor puntuación dada por los usuarios que dejan una crítica. La mejor parte es que es totalmente personalizable: se puede elegir en que rango de precios se busca ($ es barato y $$$$ es caro), un lugar en un barrio específico que no es la ubicación actual y un tipo de comida determinada. Entonces Yelp recomienda los lugares mejor puntuados por los usuarios, que hacen sugerencias sobre las mesas para sentarse, los mejores platos para pedir y la mejor hora para ir. Los newyorkers la utilizan constantemente para descubrir nuevos sitios para comer y la mayoría de los lugares están plagados con comentarios, fotos, experiencias. En la ciudad, las voces dicen que Yelp ha cerrado muchos restaurantes y bares, porque el público deja de asistir si las críticas no son buenas.

Tips para utilizarla:

  • Yelp es especialmente útil cuando el deseo es encontrar un lugar que cubra las tres B: bueno, bonito, barato. Si la idea es comer por menos de 10 dólares esta app es la solución.
  • En New york, 3 estrellas de 5 no es bueno. Hay lugares que están puntuados con 4.5 o 5 estrellas. Con esos lugares es imposible equivocarse, seguro será una comida inolvidable.
  • Si un lugar tiene menos de 20 criticas la puntuación no es confiable. Lo mejor es apuntar a lugares con la mayor cantidad de críticas posibles.
  • Si hay algo para aprender en Nueva York, es que no es bueno guiarse por la apariencia. La mejor comida mexicana puede estar en las entrañas del barrio chino, y el mejor lugar para comer sushi puede estar bajando tres pisos de escaleras que aparentan una pensión de mala muerte. Si las críticas son buenas, la comida definitivamente será buena. No falla.
  • Aunque sirve para restaurantes y bares, también es utilizada para muchas atracciones. En Yelp se pueden encontrar museos, hoteles, incluso tours. Es útil para saber la opinión general de casi todo en Nueva York.

Fever y Bandsintown: las apps para los eventos

Nueva York se ganó su apodo de ¨la ciudad que nunca duerme¨ porque sus luces jamás se apagan, siempre hay algo abierto y todo pasa en simultáneo. La sensación es que algo interesante está pasando en la ciudad todo el día, todo el tiempo. Como turistas, es muy difícil saber dónde y cuándo hay eventos que nos interesan en la ciudad que visitamos, incluso a veces ni siquiera nos enteramos de lo que está pasando a la vuelta del hotel. Para los que quieren algo más de New York, además de visitar el Empire State y el Rockefeller Center, estas apps pueden hacerte sentir un newyorker.

Fever

Esta aplicación muestra, según los propios intereses previamente marcados, eventos que pasan en New York en el día, en los próximos días o semanas. Desde conciertos de violín hasta clases de cocina, fiestas en barcos alrededor de Manhattan, eventos en las terrazas de los edificios, hasta bares under donde hay cerveza, juegos de mini golf y ping-pong. Fever brinda muchas posibilidades para los que se quieren divertir en la gran ciudad y su uso es muy fácil e intuitivo. Además, se puede comprar la entrada al evento (si es que la tiene) directamente desde la aplicación.

Bandsintown

Tenemos una sola palabra para describir esta aplicación: maravillosa. Bandsintown es para saber las bandas que tocan en la fecha del viaje a Nueva York. Esta app nos evita esa situación en la que nos enteramos por carteles, cuando llegamos a la ciudad, que la banda que queremos ver desde hace 5 años toca ese día en Madison Square Garden. Lo mejor: se conecta con la cuenta de Spotify y Youtube y recomienda según gustos que encuentra en esas cuentas.

CityMapper y Uber: Las apps para moverse

La ciudad puede resultar algo desordenada, pero moverse no es muy difícil, la dinámica se entiende rápido y hay muchas opciones. El subte es una buena posibilidad porque se evita el tráfico y es muy fácil de usar. Sin embargo, también hay taxis, bicicletas públicas, colectivos y ferris.

CityMapper

Esta aplicación es como Google Maps, pero mejor. Al seleccionar un punto de origen y de destino, la app muestra primero el medio de transporte sugerido, con la ruta exacta, el tiempo y el precio del viaje. Pero también da la opción de seleccionar otros tipos de transporte, o de combinarlos según convenga. Además, tiene una opción de ¨rain safe¨ en la que muestra la ruta que tenga menos exposición al exterior en caso de lluvia, aunque tarde más tiempo. No es sólo eso, también está conectado con Uber, por lo que muestra cuánto saldría el viaje en ese medio. Los horarios de subte, colectivo y ferry que muestra esta aplicación son más exactos que los de Google Maps, por lo que los habitantes de la ciudad la utilizan constantemente.

Uber

Esta app de servicio de transporte desembarcó en Buenos Aires en el 2016 por lo que no es totalmente desconocida. Es muy utilizada por los newyorkers porque los Uber son mucho mas baratos que los taxis amarillos que circulan en las calles, aunque no tengan el mismo encanto. Posibilita la opción de compartir el viaje con algún extraño para abaratar costos y de pedir un vehículo más grande si son mas de cuatro personas o si se viaja con valijas desde o hacia el aeropuerto. Si no se tiene un buen conocimiento del idioma, o no tenemos efectivo, esta aplicación es ideal. Desde el celular se selecciona el origen, el destino y al terminar el viaje la aplicación cobra sola desde la tarjeta de crédito o débito previamente seleccionada, no teniendo que intercambiar dinero con el conductor. Además, la aplicación indica la ruta que el conductor debe tomar según la hora y el tráfico, por lo que se evita el típico ¨paseo¨ que algunos taxistas les hacen a los turistas.

Nueva York puede resultar una locura confusa, pero vale la pena sumergirse en ese mundo de luces y ruido que produce amor a primera vista. Estas son solo algunas de las aplicaciones que sirven para comenzar a desentrañar el caos, pero el resto queda en los viajeros, donde “puedan” encontrarse…